Dios y los ángeles me protegen en todo momento y en todo lugar. Tengo total protección contra todo lo negativo, tangible e intangible. Siempre siento la energía divina de Dios y de mis ángeles a mi alrededor. Nada malo la puede traspasar! Gracias Señor Dios, gracias ángeles míos por protegerme siempre!